¿Qué leer de Eduardo Mendoza?

savolta23-ksse-u201564459864jsd-510x550abc

Fue la primera novela de la Transición y una de las que mejor retrató las luchas sindicales de principios del siglo XX, pero la censura, siempre tan acertada, sólo atinó a decir del debut literario de Eduardo Mendoza que era un «novelón estúpido y confuso, escrito sin pies ni cabeza…» con «todo lo típico de las novelas pésimas escritas por escritores que no saben escribir». La novela, cuyo título original era «Los soldados de Cataluña», se transformó en «La verdad sobre el caso Savolta» (1975) por sugerencia de Pere Gimferrer y marcó el estreno de Mendoza como habilidoso trenzador de estilos y aventajado maestro del humor.

cripta-ksse-u201564459864vfh-510x550abc

Cuatro años después de estrenarse en las librerías, Mendoza cambia de registro y aparece acompañado de ese detective tarado que bebe pepsicolas y que acompañará a Mendoza durante prácticamente toda su carrera.«El misterio de la cripta embrujada» (1979) es, de hecho, la primera novela de una desternillante saga que parodia géneros, estrecha lazos con la risa y plantea crímenes absurdos de resolución aún más delirante en una Barcelona en escorzo.

prodigios3-ksse-u201564459864k0f-510x550abcLa gran novela de Mendoza y una de las grandes obras de la Barcelona literaria. El autor barcelonés la empezó a escribir después de publicar «La verdad sobre el caso Savolta», pero la dejó aparcada y no la terminó hasta 1986. «La ciudad de los prodigios» (1986), adaptada a la gran pantalla por Mario Camus, centrifuga una vez más sátira y novela picaresca para narrar las transformaciones de Barcelona entre las Exposiciones Universales de 1888 y 1929 a través de los ojos de Onofre Bouvila, vendedor ambulante y repartidor de propaganda anarquista que acabará subiendo a lo más alto.

gurb-ksse-u201564459864h7c-510x550abcPublicada originalmente por entregas, tenía que ser una humorada, un chiste a costa de la transformación preolímpica de Barcelona y las máscaras que gasta el homínido urbano, pero «Sin noticias de Gurb» (1991) se acabó convirtiendo en una lectura de alto impacto generacional. ¿Cómo olvidar el delirante periplo de ese extraterrestre que atraviesa una ciudad repleta de zanjas y abonada a la astracanada adoptando la apariencia del Conde Duque de Olivares o Paquirrín?

mauricio-ksse-u2015644598640og-510x550abcNo hace mucho aseguraba Eduardo Mendoza que «Mauricio o las elecciones primarias» (2006) era la última novela que había escrito con ambición e intención, algo que se traduce en una sátira política con la que el autor viaja a la Barcelona posterior a la Transición para narrar ese compás de espera que desmbocaría en los Juegos Olímpicos. En la novela, Mauricio, un dentista con ideales pero más bien endeble, se ve inmerso en la campaña del partido socialista y acaba iluminando la siempre compleja condición humana.

 

 

FUENTE: http://www.abc.es/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s