EDDA ARMAS : “La poesía es el lugar desde el que miro ”

14 libros de poesía, varios premios nacionales e internacionales (Municipal de Poesía 1995) y el Premio Internacional de Poesía XIV Bienal “J.A. Ramos Sucre”, entre otros,  dan cuenta de una enjundiosa obra, de una voz que se ha ido conformando desde la Cumana de su infancia, pasando por las tramas complejas de una ciudad como Caracas, y los múltiples escenarios de los hacedores de la fotografía”  Armas se reconoce “siempre a la caza de imágenes a la manera del foco del instante” y reconoce en esta nueva obra: un tributo a los amantes del detenerse y mirar.

De un tirón se leen los 69 poemas que hacen el cuerpo de este mirar al que invita la poeta. Y que cierra con un epilogo de Ednodio Quintero: Edda o la Levedad. Donde el narrador ofrece los motivos para celebrar el poemario de marras.

Una sensación de arrullo interior queda y la liviandad toma cuerpo en la experiencia lectora. “El espíritu que sabotea también espanta dulce voz al oído” dice en el poema Danza con Dragones.

La insistencia con el rapto del ojo tomado por una imagen que aparece a lo largo del libro es de vieja data en su búsqueda dice la autora

Mi relación con la fotografía es ontológica. Viene de lejos. Tiene que ver con el encuadre; con la manera de encuadrar lo que miras/lo que sientes. Lo que entra y lo que dejas afuera en la imagen. Y esto vale para la imagen fotográfica y también –con su propia especificidad- para la imagen poética.

 

El libro, que viene a sumarse como el segundo de la colección de Editorial Kalathos de poesía, fue presentado el pasado domingo 22 de Julio a las 11 am en la Librería Kalathos en el Centro Cultural Los Galpones. Contó con Victoria De Estéfano  como maestra de ceremonia y las lecturas de poemas en las notas de Michelle Ascencio, Ana Teresa Torres Ricardo Waale y la propia Edda Armas haciendo honor a la palabra en vuelo.

Tal como suscriben las palabras del epílogo de Quintero ¨la poesía de Edda que tiene mucho de luciérnaga con voz de ruiseñor”

 

¿CÓMO DESPERTÓ LA POESÍA EN TI?  ¿Cuánto te supiste poeta. Te lo dijeron los lectores, la crItica o es una condición espiritual?

Ella apareció pronto en mi vida. Apareció con el disfrute de cada palabra. Con la sonoridad de las palabras en voz alta. En el colegio, en  tercero y cuarto grado, siempre leíamos en voz alta, alternando las voces, y eso me fascinaba. En mis cuadernos de primaria,  he encontrado cortos escritos a manera de poemas breves, pero obviamente no sabía que eso era poesía.

Si tuvieras que definir tu voz poética….

Una mirada transversal. Tejedura. Celda sensorial. Anclaje. Textura. Narración. Vara. Alquimia. Espejo. Hoguera. Caracol. Fragmentariedad. Dedal.

¿Qué significa la poesía para ti?

-Una manera de vivir. El lugar desde el que miro, siento, respiro e interrogo casi todo.

¿Qué ha cambiado en la Edda autora desde Roto todo silencio y Sin negativo ni estaciones???

-Responder esta pregunta es una invitación a escribir mi autobiografía. Esa pregunta alude a 40 años de tránsito terrenal y espiritual, vividos con intensidad y escalofrío….Creo que ha cambiado el lugar desde el que se escribe, pues “Roto todo silencio” lo escribí a los 17 años (1972 y se publicó en 1975) con mucha ingenuidad en el sentir y con poca lectura en mis haberes (al menos de poesía, pues era lectora de novelas) y “Sin negativo ni estaciones” se escribe desde un lugar distinto, que en línea con mi querido Antonio Tabucchi, cuando ya uno es ‘un baúl lleno de gente’ y miradas.

¿Qué piensas de la frase “la poesía es para quien la necesita”? 

Sí, podríamos decir que es una manera práctica o simple para definirla, pero ella es más que eso. Sin embargo, jugando con la frase la ajustaría a “cada quien encuentra el poema que necesita” lo que se complementa bien con aquello de que, “a veces, el poema le va al lector como anillo al dedo”. Y eso tiene que ver con la sincronicidad de los sucesos en la vida de cada quien. Con loa vacios que requiere reconocer y llenar. Un libro tiene su momento de ser leído para cada lector.

¿Crees que la palabra contiene toda la fuerza de la poesía: Dices respeto las palabras salvan o matan…?

Cada palabra encierra su fuerza y su destino. Sí creo que las palabras ‘salvan o matan´. Por aquello de que las palabras pueden ser látigo o caricia. Cree que deben ser usadas con sentido de responsabilidad y respeto. Cada una lleva su maraca dentro, tal y como la cascabel en la punta de su cola.

¿Cuál es la relación entre tu trama poética y la fotografía; y con las artes plásticas digo por el trabajo con Lihie Talmor en uno de tus libros

Son dos preguntas en una. Mi relación con la fotografía es ontológica. Viene de lejos. Tiene que ver con el encuadre; con la manera de encuadrar lo que miras/lo que sientes. Lo que entra y lo que dejas afuera en la imagen. Y esto vale para la imagen fotográfica y también –con su propia especificidad- para la imagen poética. Trabajamos con imágenes-metáforas. Pero con la fotografía además tengo otros vínculos. Soy lectora de libros de fotógrafos, desde joven. Esa afición nació al trabajar en LA FOTOTECA, en la Caracas de finales de los años setenta (donde trabajaba de 4 a 7 pm, ya que por la mañana cursaba psicología social en la UCV). Allí se exhibían originales de grandes fotógrafos del  mundo; de las que recuerdo especialmente las de Cartier-Bresson y André Kertész; pero también se vendían libros de fotografía, que yo miraba con fascinación (mientras no había público que atender) descubriendo mundos inimaginables y subversivos como los de Diana Arbus, Nadar, Jacques-Henri Lartigue, Duane Michals, Alain Resnais, Josef Koudelka, Paolo Gasparini, entre otros. También pertenecí al Consejo Editor de la Revista Extracámara por cinco años…

Con la creadora Lihie Talmor llevo una profunda amistad creativa desde los noventa. Hemos realizado dos Libros de Artista, Aguaricuar, la partida (1993) el primero, editado por el Taller Artes Dos Gráfico de Bogotá, y La creatividad del mal o El círculo de las flores (Homenaje a Francis Bacon y  Charles Baudelaire) edición de autoras del que se hicieron apenas 7 ejemplares; ambos con originales gráficos (fotograbados) de Talmor y poemas míos. El tercero, fue el proyecto antológico Fe de errantes /17 poetas del mundo, por el interés de ambas por el tema de la errancia, la tierra, las raíces, el lar.   

¿Cómo identificas el cuerpo del poemario? ¿Te lo da un poema, un tema, una obsesión? Me refiero a que te encuentras con un conjunto de poemas pero como sabes que allí hay un todo?

-El cuerpo del poemario a veces lo buscas y lo creas por un tema; pero a veces el te encuentra a ti. Como fue en este caso. Estos poemas se fueron escribiendo y un día los encontré. Luego ordenas, estructuras, limpias, das epígrafe, nombras.

Quizá uno de los mitos que hay en relación al trabajo poético es el de la presencia de la inspiración. ¿Donde está, es el propio trabajo, es una imagen…¿Qué te inspira?

-Hay momentos en que percibes y ves. Un tema, una imagen, un espacio explorable. Pero en poesía como en cualquier otro oficio del arte el resultado te lo da el trabajo que vas tejiendo en una estación , con dedicación, constancia y mucho ojo visor y crítico.

¿Si tuvieras que escoger entre tus 14 poemarios con cual te quedarías?

Eso aún no lo sé. Cada uno tiene su historia y su espina en mí. A la manera de una matrioska creo que el último uno contiene a los otros; porque hay un develarse circular.

Te sientes parte de una tradición literaria de la poesía femenina en Venezuela, o la poesía carece de género? ¿En cual poeta te reconoces? ¿O quizá sea un momento de la poesía en el que te sientes cómoda

Es una vieja discusión que ya no me interesa. Los escritores tenemos género la obra no. Y la tecnología la aprovechamos los escritores en nuestro trabajo de creación, y es una herramienta maravillosa. El e-mail, el cyberespacio, los blogs, la red infinita del internet que te conecta con todos, la nube para almacenar lo que a diario escribimos. Todo se complementa, y nada está reñido.

¿Qué lugar crees que ocupa la poesía en la sociedad contemporánea, donde la tecnología se ha convertido en un lenguaje, que ha transformado, la manera de percibir, de comunicar y hasta de crear….

La poesía es la poesía; que al igual que el teatro hace presencia en la sociedad desde el principio de la humanidad. Es la expresión del ser que somos en cada momento de la historia. No está de moda pero, por ello tampoco pasa de moda. La gente la encuentra cuando la necesita ¿no?

Tus títulos son un nano poema casi haikus, ¿de donde sale el nombre Sin Negativo ni estaciones?

-Es un verso del poema En el álbum. Uno de los primeros que encontré, cuando asumí a la tarea de rescatar del disco duro de mi computadora, los poemas sueltos de escritura reciente. Me gustó, porque es una vía de dos direcciones. Sentí que rozaba las dos líneas que cruzan como rieles de sentido este poemario: la estación (de tren) o acaso las estaciones de la naturaleza; y sin negativo traduce como positivo. En fotografía un negativo es lo que es, y no es leíble hasta ver el positivo. Me gustó porque es un título abierto, interpretable libremente.

 

NOTA:

Esta entrevista tuvo lugar en el año 2012, con motivo de la presentación del más reciente titulo de la poeta “Sin Negativo Ni estaciones” de la Colección Kalathos de poesía. Yoyiana Ahumada

Una respuesta a “EDDA ARMAS : “La poesía es el lugar desde el que miro ”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s